Densidad de población de pepino de mar, alarmantemente baja

A dos años de comenzar un proyecto de investigación que pretende evaluar las poblaciones de pepino de mar en Baja California, los primeros resultados indican que las densidades de este organismo son alarmantemente bajas, de apenas un séptimo de la densidad que existía hace solamente cuatro o cinco años.

Lo anterior trascendió durante el Segundo taller de socialización del proyecto de evaluación de pepino de mar Isostichopus fuscus, impartido a pescadores residentes de Bahía de los Ángeles el mes pasado por Luis Eduardo Calderón Aguilera, investigador del Departamento de Ecología Marina del Cicese, y algunos de sus colaboradores.

El proyecto cuenta con financiamiento del fondo sectorial Sagarpa-Conacyt. Pretende evaluar la población de pepino de mar, primero para determinar si se puede abrir o no a la pesca, y segundo para definir la viabilidad del maricultivo de esta especie en la costa oriental de Baja California.

Contempla tres aspectos: Ecología; que comprende conocer las características del hábitat, hacer mediciones de talla, peso y densidad. Genética; para conocer si se trata de una sola población o existen subpoblaciones en la costa de Baja California. Reproducción; consiste en conocer las fases y el periodo de duración del ciclo gonadal.

De acuerdo con el monitoreo de pepino de mar en la zona, en 1990 la densidad promedio era de casi 0.4 individuos (ind) por metro cuadrado (m2); en 2005 se registraron 0.27 ind/m2, y en 2013 el registro fue de 0.15 ind/m2.

El exceso de pesca podría ser la causa en la merma de la población de esta especie. El pepino de mar es un producto de exportación, tiene un alto precio en el mercado asiático. El kilo de pepino de mar seco puede cotizarse hasta en 100 dólares, lo que incita a su extracción legal e incluso ilegal.

Deja un comentario