Cifra récord en la producción nacional de cereales, estima la FAO

Para este 2016, la producción mexicana de cereales, incluyendo arroz, se estima en 36.5 millones de toneladas, un nivel récord,

El Sistema Mundial de Información y Alerta (SMIA) de la División de Comercio y Mercados de Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), informó que esto se suma a la buena producción de maíz en el ciclo otoño/invierno 2016, cosechada en agosto, que se ha estimado en 8.5 millones de toneladas, un 16 por ciento más que la misma temporada del año pasado.

La cosecha de maíz de primavera/verano está muy avanzada y las perspectivas son buenas ya que las condiciones meteorológicas durante la temporada favorecían el desarrollo normal de los cultivos.

La FAO detalló que la producción total de maíz (otoño-invierno y primavera-verano) para 2016 se pronostica en un nivel récord de 25.6 millones de toneladas.

La recolección de la cosecha de trigo de 2016 concluyó en julio y las estimaciones preliminares apuntan a una producción de 3.8 millones de toneladas, dos por ciento más que el año pasado y muy por encima del promedio de cinco años.

La plantación de la cosecha otoño-invierno de 2017 está muy avanzada, mientras que todavía no se dispone de información sobre las siembras, las condiciones meteorológicas han sido adecuadas para las operaciones de plantación.

El Sistema Mundial de Información y Alerta (SMIA) de la División de Comercio y Mercados de Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura prevé que las importaciones de cereales en la campaña de comercialización 2016/17 (octubre-septiembre) alcancen los 19.7 millones de toneladas, prácticamente sin cambios con respecto al año anterior, pero por encima de la media.

Las mayores importaciones de maíz para pienso, que se espera que cubran un tercio de la utilización interna, ayudaron a mantener las importaciones de cereales cerca del nivel del año pasado. También se prevé que las importaciones de trigo y arroz aumenten moderadamente durante el presente ciclo.

Un comentario

Deja un comentario