Firmas europeas se interesan por jamaica poblana

Debido al interés de industrias de Francia e Inglaterra por la jamaica de Puebla para hacer productos medicinales, países donde productores de 14 municipios exportan desde el 2012, han incrementado 50% su siembra en relación a las 390 hectáreas que tenían en ese año, para satisfacer a dichos mercados.

El presidente del Sistema Producto Jamaica en la entidad, Celerino Amigón Cañongo, explicó que en total siete empresas, de las cuales cuatro son francesas, adquieren 30% de la producción que se generan en 585 hectáreas alcanzadas, mediante la agricultura por contrato.

Comentó que los empresarios han comprobado las propiedades de la planta, que ayuda a regular los triglicéridos, el colesterol y combatir las infecciones en las vías urinarias.

Este logro, indicó, contribuyó a que los integrantes del sistema producto destinaran más tierras y redujeran aquellas contempladas para los granos como maíz, frijol y haba, debido a que están obteniendo mejores rendimientos con la jamaica, lo cual contribuye a la reactivación de hectáreas abandonadas y frenar la migración entre los jóvenes que dejaron de ver oportunidades en el campo.

Amigón Cañongo destacó que por las características del cultivo existe la posibilidad de ubicarse en otros mercados, situación que implica trabajar en tener más superficie sembrada, siendo el municipio Chiautla de Tapia el que ocupa el primer lugar con 180 hectáreas con un rendimiento de 72 toneladas.

Aunque en esa misma región, la población Huehuetlán El Chico, con 70 hectáreas, produce 119 toneladas, a consecuencia de que han tecnificado sus procesos de siembra.

Otros municipios productores de jamaica en la zona son Acatlán de Osorio, Chila de la Sal, Cohetzala, Ixcamilpa de Guerrero, Jolalpan, Piaxtla, San Pablo Anicano, San Pedro Yeloixtlauca, Tecomatlán, Tehuitzingo, Tulcingo del Valle y Xicotlán.

Refirió que fue complicado convencer a los productores, ya que tenían temor de que no se valorizara sus plantaciones y obtuvieran pagos inferiores, pero con los contratos se asegura un precio justo.

El representante estimó que por hectárea se generan 500 kilos en promedio, cuyo precio por kilogramo es de 90 pesos.

Capacidad de tierras

Celerino Amigón reiteró que existe la capacidad en superficie para hacer frente a la demanda, aunado a que las lluvias han contribuido a ello porque en esta época del año es cuando se da más producción, mientras que en el resto de los meses se han construido colectores pluviales para el riego eficiente.

Señaló que están usando invernaderos para cuidar la calidad de las plantaciones, “porque el exceso de agua tampoco es bueno, ya que debe ser la necesaria para protegerlas”.

Los campesinos del sector, puntualizó, han integrado empresas en las poblaciones, donde se dedican a hacer diversos productos como mermeladas, licor, jarabes, dulces, jugos, entre otros.

Explicó que no pueden destinar la mitad a la exportación, porque también a los campesinos interesa seguir trabajando en sus propios productos y a la larga quieren hacer una industria que funcione a través de una cooperativa.

El proyecto de una fábrica es a largo plazo, al menos cuatro años, debido a que se requiere tener los recursos suficientes y se necesitan 30 millones de pesos, “pero antes se tiene que formar la cooperativa para integrar el fondo y que puedan arrancar las obras, porque no queremos posponerlo sobre la marcha”, señaló. (El Economista)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s