Exportaciones de carne mexicana se elevan por 8 mil toneladas

Después del brote del COVID-19, filetes y cortes de res de origen mexicano se dirigen hacia la frontera para apoyar el cierre de las plantas procesadoras de carne en Estados Unidos.

El consumo se eleva considerablemente, ante los temores por las cadenas de comida rápida y supermercados sobre un nivel de escasez. Sin embargo, eso enfurece a los ganaderos estadounidenses.

La industria mexicana atribuye el crecimiento de las exportaciones a nuevas medidas de seguridad adoptadas por la industria, así como a operaciones de relativamente menor escala que hasta ahora han mantenido a raya las infecciones y a los negocios activos.

En EU ha habido un aumento de los casos de COVID-19 en mataderos y plantas de procesamiento de carne, lo que ha reducido el suministro y generado incertidumbre entre los consumidores, e incluso llevado a advertencias de las principales cadenas de hamburguesas como Wendy’s de que pronto dejarán de ofrecer los platos más populares del menú.

La carne mexicana ya era una parte creciente de las ventas en Estados Unidos antes de la crisis y se prevé un crecimiento aún más fuerte de dos dígitos en 2020, dijo Juan Ley, presidente de la principal asociación de ganaderos de México.

Encabezando una industria que abarca 20 empresas exportadoras de carne de res acreditadas por el gobierno, incluyendo grandes empresas como SuKarne, Ley predice un crecimiento de hasta el 12% en las exportaciones a Estados Unidos este año, en comparación con el volumen del año pasado.

Las ventas a compradores estadounidenses ya han subido un 10% este mes, dijo, y espera lo mismo en junio.

Desde principios del año y hasta la primera semana de mayo, las exportaciones de carne mexicana alcanzaron casi 87,000 toneladas, un aumento de aproximadamente 8,000 toneladas en comparación con el mismo período del año pasado, según datos del Departamento de Agricultura de Estados Unidos.

En 2019, México fue el tercer mayor proveedor extranjero de carne de res de Estados Unidos, detrás de Australia y Canadá, con exportaciones que alcanzaron las 232 mil toneladas.

EU representó alrededor del 86 por ciento de las exportaciones de carne de res mexicana, valuadas en mil 300 millones de dólares. “Creo que sí vamos a brincar a Canadá este año”, dijo Ley.

México cuenta con casi 30 plantas de procesamiento reguladas por el gobierno federal capaces de procesar entre 600 y 1,800 vacas en un turnos de ocho horas, según datos de la industria. Casi todas ellas operan sólo un turno por día y varían en tamaño desde sólo 20 trabajadores hasta varios cientos.

En contraste, en EU sólo cuatro grandes empresas de empaque de carne de res -Cargill Inc, Tyson Foods Inc, JBS y National Beef Packing- controlan más del 80 por ciento del negocio. (ÁNGEL MENDOZA. VOZ E IMAGEN DEL ISTMO)

Deja un comentario