Con semillas certificadas impulsan la calidad del cultivo de cebada

Como resultado de un acuerdo de colaboración entre HEINEKEN México y el Servicio Nacional de Inspección y Certificación de Semillas (SNICS), Órgano Administrativo Desconcentrado de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (AGRICULTURA), se fortalecerá la producción de semillas certificadas de cebada, que garantizan su calidad genética, física, fisiológica y fitosanitaria y mejoran las cualidades de los productos que integran el portafolio de la empresa cervecera.

Antes del citado convenio, los productores de cebada utilizaban semilla Categoría Declarada (semilla no calificada por el SNICS, su calidad es responsabilidad del propio productor de semilla). Ahora, los agricultores que producen y comercializan su cebada para HEINENEN México, utilizarán semilla certificada por el SNICS.

La calificación de las semillas es un procedimiento de seguimiento y comprobación del conjunto de actividades por las que se garantiza que las semillas se obtienen bajo métodos y procesos de producción, procesamiento y manejo pos cosecha que aseguran que su calidad genética, física, fisiológica y fitosanitaria, se ajusta a las Reglas Técnicas que para tal efecto emita la Secretaría de Agricultura.

Ventajas:

Calidad genética: que corresponda a la variedad que el agricultor adquiere.

Calidad física: Libre de materia inerte, piedras, basura.

Calidad fisiológica: garantiza un porcentaje mínimo de germinación.

Calidad fitosanitaria: no presente problemas fitosanitarios, plagas.

En ese sentido, Marco Mascarúa Galindo, vicepresidente de Asuntos Corporativos de HEINEKEN México, resaltó la importancia del acuerdo firmado con el SNICS porque significa un paso más en la meta de garantizar la calidad de la cebada que cosechan los productores mexicanos, quienes aportan aproximadamente siete de cada mil toneladas al volumen de este cereal en el planeta, ubicándose dentro de los primeros 30 lugares del ranking mundial.

“Para la empresa es motivo de orgullo trabajar en coordinación con el SNICS en este proyecto que es resultado de un convenio que tiene el objetivo de implementar acciones para fortalecer procesos y programas encaminados a la certificación y distribución de semillas de cebada, lo que, sin duda, repercutirá favorablemente en la calidad de los productos de nuestro portafolio”, estableció.

Informó además que la semilla producida por agricultores del Bajío y Altiplano se distribuye a 370 organizaciones, que integran 3,200 productores de cebada de los estados de Guanajuato, Hidalgo, Puebla, Tlaxcala, Estado de México, Oaxaca, Veracruz y Querétaro.

En su oportunidad, el Dr. Leobigildo Córdova Téllez, Director General del SNICS señaló que esta alianza estratégica permitirá fortalecer la producción de semilla certificada de cebada, que contribuye a los objetivos del Plan Nacional de Desarrollo 2019-2024 (PND) y al Programa Sectorial de la Secretaría, en beneficio de los productores del campo mexicano.

Como parte de las acciones derivadas del convenio, se continuará con el proceso de calificación de semilla de cebada en las parcelas de los productores, la regularización y registro de las variedades de cebada en el Catálogo Nacional de Variedades Vegetales (CNVV), al tiempo que se mantendrán las reuniones de trabajo de la Comisión de Evaluación y Seguimiento (CES), para dar cumplimiento a los objetivos del citado convenio.

Deja un comentario