Tecnologías aplicadas al campo

Ni siquiera el sector primario se libra de cómo avanzan las nuevas tecnologías. Son ya muchas y muy avanzadas las tecnologías que se emplean en las explotaciones agrícolas y ganaderas.

Ya podemos encontrar tractores con piloto automatizado y GPS, tener totalmente domotizada una granja, calefacción, alimentación, o toda una comunidad de regantes que a través de un ordenador o teléfono móvil poder controlar los turnos de riego.

Con todas estas innovaciones se están consiguiendo diferentes mejoras en el sector, ya sea en calidad de vida del trabajador o mejoras económicas.

Aunque los avances van despacio, pues en el mundo rural existe una brecha informática amplia, poca cobertura de Internet y móvil en el mundo rural. Aún así, aquí se pueden ver unos ejemplos de estas tecnologías:

GPS para el ganado

Colocando un sencillo localizador al cuello del animal. Dicho localizador sitúa al animal con una precisión minima de 10 metros y se puede ir consultando por Internet. Con ello se puede aprovechar el pasto sin vigilancia del pastor en parcelas cercadas o en montes lejanos donde pastan libremente sin riegos cercanos.

Purines gestionados por ordenador

La empresa Sarga ha desarrollado una herramienta que permite que mediante centros gestores se ponen en contacto ganaderos de porcino que generan purines con agricultores que lo demandan como fertilizante. El programa localiza granjas cercanas y necesidades estiércol, incluso marcan rutas económicas y rápidas de transporte.

Riegos al alcance de un clic

Con la modernización de los regadíos se ha conseguido incorporar sistemas informáticos que permiten controlar los sistemas de riego desde cualquier lugar o desde cualquier dispositivo (ordenador, tablet, móvil…) Hay controles individuales o de la comunidad de regantes. Aunque en este ámbito hay muchos sistemas sin homogeneizar y con diferentes lenguajes informáticos. Nos da información sobre agua almacenada, conexión bombas, aviso abrir o cerrar compuertas e aviso de averías.

Trabajo de precisión

Sensores inalámbricos que gestionan y conocen las condiciones del crecimiento de las plantas desde casa. Dichos sensores combinan catorce parámetros ambientales para el control de riegos.

Todo a mano con el “smartphone”

Últimamente se han puesto en el mercado app desarrolladas para los profesionales agrarios.

Control de hierbas desde un avión o dron

Al igual que tenemos los tractores con piloto automático se están haciendo pruebas con aviones no tripulados y actualmente drones. Donde no solo se controla la aeronave sino que también se diferencia zonas de más o menos necesidad de herbicidas o abonos. (https://www.seas.es/)

Deja un comentario