Royal DSM señala el camino para mejorar el rendimiento animal y ofrece alternativas para reducir la RAM

Según un estudio de la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE), al menos el 20% de la producción animal se pierde anualmente debido a enfermedades, lo que representa alrededor de 60 millones de toneladas de carne y 150 millones de toneladas de leche, equivalentes a aproximadamente $300 miles de millones¹ de USD. En la mayoría de los casos, el tratamiento de estas enfermedades se realiza mediante el uso excesivo e inadecuado de antibióticos, lo que resulta en la propagación de la resistencia a los antimicrobianos (RAM) en la sociedad. Con el compromiso de ayudar a responder a estos y otros desafíos, Royal DSM – una empresa mundial basada en la ciencia para la nutrición, la salud y la vida sostenible, a través de su negocio de nutrición y salud animal – creó la iniciativa We Make It Possible (“Lo hacemos posible” en español). La compañía quiere liderar una transformación global sólida y viable en la producción sostenible de proteína animal y acelerar soluciones que promuevan un futuro más sostenible.

La iniciativa DSM está alineada con los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU – Organización de las Naciones Unidas – y destaca seis plataformas de sostenibilidad, una de las cuales es “Mejorar el rendimiento de los animales a lo largo de su vida útil” y la otra “Ayudar para resolver la resistencia a los antimicrobianos”. La compañía quiere llamar la atención de todos los involucrados en la cadena de producción a la necesidad de mejorar la salud y el rendimiento de los animales y, al mismo tiempo, reducir la tasa de la enfermedad, ofreciendo alternativas que disminuyen la profilaxis con antibióticos, así como el reemplazo de promotores de crecimiento (APC). “DSM entiende que es necesario incluir vitaminas, minerales, eubióticos y enzimas en la dieta de los animales de acuerdo con las necesidades de cada especie. Ofrecemos soluciones innovadoras y de alta tecnología para reducir las tasas de enfermedad y, al mismo tiempo, ayudar a combatir la resistencia a los antimicrobianos, siempre pensando en el futuro y estableciendo una producción de proteínas sostenible”, destaca Vitor Fascina, Director de Especialidades – Eubiotics de DSM para Latinoamérica.

Una de las alternativas a los desafíos actuales es el concepto Optimum Vitamin Nutrition ™ (OVN) ™ que recomienda la suplementación vitamínica desde la perspectiva de optimizar el rendimiento y la producción animal. A través del OVN™, el productor tiene acceso a una línea completa de vitaminas de alta calidad en las cantidades y porciones adecuadas compatibles con la etapa de vida y condiciones de crecimiento de los animales.

Las vacas lecheras pueden adquirir serios problemas de salud que interfieren con las tasas de reemplazo del animal en el rebaño y su longevidad, como la cojera. En este contexto, DSM trae un paquete de soluciones que contienen ingredientes esenciales como la biotina a través de ROVIMIX® Biotin, y minerales de alta biodisponibilidad, como Tortuga Minerals, que actúan directamente sobre la salud de las pezuñas, aportando importantes mejoras en la producción de leche y mayor longevidad de las vacas en el rebaño.

Otra preocupación clínica en la producción lechera es la mastitis, que tiene un impacto directo en la rentabilidad del productor ya que provoca una reducción en la producción de leche y una disminución en la fertilidad de las vacas. Las soluciones de DSM para ganado lechero contienen niveles de vitamina E, que se considera el antioxidante más potente de la naturaleza. La vitamina E fortalece el sistema inmunológico de la vaca, disminuyendo la aparición de enfermedades como la mastitis, generando bienestar animal, aumentando la producción de leche y la rentabilidad de la granja.

La solución para mejorar el desempeño productivo y reducir los problemas de salud, principalmente relacionados con la movilización de la grasa corporal durante el período de transición y los trastornos causados ​​por el pH ruminal bajo, es una mezcla única de aceites esenciales de CRINA® Ruminants, que brinda mejor salud y aumenta la productividad de las vacas y, en consecuencia, la calidad de la leche.

La suplementación de vitamina D en la dieta de las aves ponedoras optimiza el metabolismo del calcio y fósforo de las gallinas y mejora el crecimiento de las células musculares. Para ello, DSM propone Hy-D®, una tecnología exclusiva que asegura una absorción más rápida y eficiente, regulando el metabolismo del calcio y fósforo ya que potencia la acción de la vitamina D y todos sus beneficios para una producción superior de huevos. «Una estructura musculoesquelética bien desarrollada proporciona inmunidad a las aves, mejora la respuesta a las vacunas y la reacción rápida a los agentes causantes de enfermedades, asegurando un ave sana», refuerza Fascina.

Para la nutrición de pollos de engorda, la tecnología Balancius™ ayuda a optimizar la absorción y digestión de los nutrientes, para que las aves alcancen la máxima eficiencia al liberar el potencial oculto de la funcionalidad gastrointestinal y, en consecuencia, mejorar su rendimiento. La innovadora tecnología hidroliza los peptidoglicanos de los fragmentos de células bacterianas en el tracto intestinal, mejorando así la digestibilidad y la absorción de nutrientes, ayudando a compensar los costos de eliminar las APC de las dietas. Los estudios científicos han encontrado que Balancius™ mejora constantemente la conversión alimenticia y el aumento de peso en las aves.

La tecnología Hy-D® mejora el rendimiento a lo largo de la vida de los cerdos ya que es la clave para la rentabilidad y sostenibilidad de la producción porcina. Optimiza la suplementación con vitamina D, prolonga la vida útil de las cerdas en la misma medida en que aporta densidad ósea, fuerza esquelética y favorece la producción de lechones más sanos.

El aditivo alimentario VevoVitall® de DSM optimiza el equilibrio de la flora intestinal, ya que contiene un 99.9% de ácido benzoico purificado (grado alimenticio) que ayuda a reducir en un 50% el tratamiento contra la diarrea; y aumenta la tasa de alimentación al 2.5%, así como el aumento de peso hasta en un 5% más.

Deja un comentario