Acuerdan México y EU trabajar en la equivalencia de orgánicos

México y Estados Unidos establecieron el Comité de Cumplimiento Orgánico, preámbulo para la firma del Acuerdo de Equivalencia de este tipo de productos.

Al constituir este Comité, se contempla que en el 2017 la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (SAGARPA), y el Departamento de Agricultura de Estados Unidos, firmen el Acuerdo lo que optimizará el intercambio comercial seguro de este tipo de alimentos entre los dos países.

El acuerdo elevará los niveles de cooperación y de intercambio de información, lo cual se prevé incremente la confianza de los consumidores en los productos orgánicos y provoque el crecimiento de la oferta nacional de estas mercancías en beneficio de ambas naciones.

La equivalencia implica el reconocimiento mutuo de los procesos de producción de orgánicos, algo que los técnicos de ambos países trabajan desde 2014, a fin de conocer ambos sistemas y homologar criterios en aspectos como sustancias permitidas en la agricultura orgánica, rastreabilidad de los productos y la capacitad de los técnicos que operan los sistemas, entre otros aspectos.

El Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (SENASICA), y el Servicio de Comercialización Agrícola de EU (AMS), firmaron los términos de referencia para la operación del mencionado Comité, que establece compromisos para intercambiar información, trabajar en conjunto en la supervisión de organismos de certificación y fortalecer la capacitación y entrenamiento de organismos, así como de operadores orgánicos de México y Estados Unidos.

El programa de trabajo prevé acciones para fortalecer la vigilancia y los controles aplicables a los productos orgánicos, así como para fomentar la colaboración entre México y EUA y establecer sistemas para el seguimiento de quejas para el monitoreo de los productos.

El Comité determinará prioridades de capacitación para productores y organismos de certificación, entre los que destaca la organización de un taller de equivalencia para organismos certificadores de México y Estados Unidos.

Otro beneficio es que se promoverá con mayor intensidad la identidad de los productos orgánicos mexicanos y se reducirán costos de certificación tanto para los productores, como para la industria.

Adicionalmente, se robustece la operación del sistema de control mexicano, con lo cual se fortalece y hace más competitivo al sector orgánico nacional, ya que ofrece a los consumidores mayores garantías sobre la integridad orgánica de los productos.

Deja un comentario