Combaten plagas en cultivos de chile de Durango

Los cultivos de chile de la Comarca Lagunera en Durango, se han visto afectados por plagas de insectos que dañan su rendimiento, provocando pérdidas de hasta un 70 por ciento de su producción.

La delegación de la Sagarpa en la Región reconoció la presencia del picudo y del paratrioza (pulgón saltarín) en los campos de chile, e indicó que la Junta Local de Sanidad Vegetal de La Laguna de Durango ha emprendido acciones fitosanitarias puntuales, tales como muestreos, trampeos, control químico, capacitación a productores y la supervisión continúa, beneficiándose aproximadamente 750 hectáreas y a 510 productores duranguenses.

Para que estas acciones tengan éxito hizo un llamado a los productores a dar continuidad a las aplicaciones de insecticida que otorga la Junta, y así bajar los niveles de infestación de estas plagas que afectan a los cultivos de sorgo y chile, así como llevar a cabo la destrucción de los residuos de cosecha, ya que éstos se convierten en hospederos de las plagas que ocasionan problemas posteriores.

La Sagarpa destacó que, ante el buen nivel de almacenamiento del sistema de presas del río Nazas para el presente ciclo agrícola primavera-verano 2016-2017, se espera un incremento en las hectáreas de sorgo forrajero y de chile a establecerse en la región.

En México, debido a su parecido con los áfidos, a la bactericera (paratrioza) se le conoce como pulgón saltarín. Sus antecedentes en el país datan desde 1947; primero se detectó en los estados de Durango, Tamaulipas y Michoacán; y posteriormente en el Estado de México y Guanajuato.

El pulgón saltarín tiene un aparato bucal tipo picador-chupador, que está armado con un estilete, formado por dos conductos semejantes a un par de popotes, uno para succionar líquidos y otro para arrojar fluidos.

En el municipio de Lerdo se siembran alrededor de 25 ó 30 hectáreas. Aunque el año pasado se registraron casos de virosis en el chile en los ejidos: Los Ángeles, La Goma, Sapioriz; y algunos de Gómez Palacio.

De 300 hectáreas que se siembran de chile jalapeño en La Laguna, contemplando 11 municipios, se ha presentado virosis en el 10 por ciento.

La mejor opción para atacar esto es la poda, dejar un mes sin producción y aplicando hormonas de crecimiento. Actualmente se realizan actividades para prevenir afectaciones.

Deja un comentario