El maíz y la soya tendrán suelo fértil por la renegociación del TLCAN

La renegociación del TLCAN con Estados Unidos y Canadá busca mantener la libre importación maíz y soya mexicanos, sin restricciones, aunque independientemente del resultado, esto empujará a que México impulse la producción del grano y la oleaginosa de manera rentable, pues hay millones de cabezas de ganado, cerdo y aves por engordar, afirmó Francisco de Rosenzweig, asesor de comercio exterior del Consejo Nacional Agropecuario (CNA).

Al año, México exporta 1.2 millones de cabezas de ganado a Estados Unidos, las cuales, requieren del maíz y la soya para la engorda, al igual que el cerdo que se exporta a Asia y que depende de la importación de maíz amarillo y soya.

El abogado y socio de White & Case dijo en entrevista, que los trabajos en la mesa de negociación buscan que los productos frescos que exporta México se mantengan sin restricciones y que lo que se importa de maíz y soya siga sin limitaciones.

“Se ha estado señalando en la renegociación que se mantenga el libre comercio, libre de cuotas. Estados Unidos propone restringir los productos frescos, las hortalizas de México y someterlos a un proceso específico y México no ha aceptado porque si se establecen estos mecanismos de restricción, habría afectación”.

“México es de los principales importadores de maíz amarillo y soya. Buscamos que se permita el libre comercio, que haya la posibilidad en el TLCAN, que permita más producción de maíz amarillo y soya para atender la demanda y al tener más producción, atender la oferta”.

El también exsubsecretario de comercio exterior agregó que en la reunión ministerial se buscará mantener el libre comercio.

De Rosenzweig dijo que, independientemente del resultado de la renegociación, se estaría esperando que haya un incentivo o apoyo a la producción de maíz y soya a nivel nacional para depender menos de las importaciones.

“Lo que se buscan son mecanismos que incrementen la productividad y en ese sentido, que seamos más competitivos para los productores y también para quienes lo consumen”, señaló el exfuncionario.

Entre los consumidores de estos productos están los ganaderos, porcicultores y avicultores, por lo que enfatizó que se busca reducir los costos de producción, logística y de transporte, lo cual hace eficiente a la cadena productiva.

“Es el objetivo de cualquier nación”, añadió.

Francisco de Rosenzweig comentó que el jueves de 3 mayo, el candidato a la Presidencia, Andrés Manuel López Obrador, se reunió con los miembros del CNA, donde planteó la propuesta de producir más soya y maíz.

“El CNA abrió la puerta a los candidatos a la Presidencia, ya se reunieron con José Antonio Meade hace dos semanas, (el jueves) con Andrés Manuel y en 15 días estará Ricardo Anaya. Andrés Manuel dijo que su interés es que haya autosuficiencia y no haya importaciones tan relevantes de maíz amarillo”.

“La dependencia no debe medirse en ser o no autosuficiente, sino en lo mejor para los intermedios y consumidores; hoy hay evidencias que permiten demostrar que es más eficiente importar que producirlo, pues es más barato, por eso no somos competitivos. Para lograrlo se requieren incentivos a la productividad, lo que lleva mucho tiempo y hay que valorarlo”, indicó. (El Financiero)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s