Ganaderos del Istmo luchan por sobrevivir ante Covid-19

Ganaderos de la región del Istmo no solo están resintiendo los problemas económicos generados por la crisis sanitaria del Covid-19, además, enfrentan la sequía y la falta de apoyos gubernamentales, pues actualmente  no hay programas que pudieran mitigar esta recesión económica que se vive en la zona.

Jorge López Guerra, presidente de la Unión Ganadera regional del Istmo (UGRIT), indicó que la situación que se vive por la pandemia está afectando seriamente a este importante sector, toda vez que no pueden comercializar los becerros del Istmo hacia la parte norte del país.

“A esto del Covid-19 se le juntó que pasó la Semana Santa, una temporada en que no se consume carne, y aunado a eso, otro problema en cuanto a los trámites para poder hacer la documentación correspondiente para trasladar a los becerros al norte, ya que los acopiadores dejaron de comprar ahorita, dice que también han tenido una baja considerable en la venta de carne, obviamente esta es una cadena que originó que muchos compañeros que se dedican a vender sus becerros, ahorita varados”, aseguró.

Pese a eso, explicó que la Unión Ganadera y sus socios de toda la región no están parando de producir, “desafortunadamente aquí la cuestión es que aunado a la zona urbana en donde se están tomando algunas medidas restrictivas en los cierres de los negocios, en el rancho es distinto, pues al no haber quién compre los becerros se incrementa más la actividad para que el ganado que no se está vendiendo”.

“Estamos también viviendo un calor bastante fuerte y ahorita lo que queremos es que llueva para poder tener un poquito de pasto, esos son los temas, uno, lo de la Semana Santa que la gente no consume carne, dos, lo del Covid-19, y tres, lo del calor incesante que está agobiando a los ganaderos por la falta de pasto” agregó.

Sin embargo dijo que no se ha dejado de producir carne y leche, obviamente con la recomendación que les da el Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (SENASICA), en cuanto al manejo de riesgo de prevención para poder garantizar tanto la carne, como la leche que llega a la mesa de la población. “En ese sentido, también la recomendación de parte de SENASICA en el caso del Comité Estatal de Fomento y Producción Pecuaria del Oaxaca (CEFPPO), para que se tenga en guardia al personal con la gente necesaria en dado caso que se tuviera la necesidad de mover algo urgente”.

“También se nos recomienda mantener los empleos correspondientes, tanto a los caporales como a los demás compañeros que apoyan en el rancho, te imaginas si suspendemos al personal, así como están haciendo en algunas tiendas, esto afectaría más, esperemos que esta situación pueda pasar pronto, nosotros nos estamos sumando a los programas para poder apoyar a la gente que se quede en casa y que esto pueda pasar rápido y que mantengamos siempre la comunicación con el sector ganadero”, expresó.

López Guerra dijo que afortunadamente 49 municipios están libres de tuberculosis, 35 del Istmo de Tehuantepec y 14 de La Cuenca.

“Les quiero decir que hay una garantía de la carne que se está consumiendo aquí en la región del Istmo, carne y leche”.

Señaló que al no venderse el ganado que se tiene como excedente, obviamente genera un gasto más, por lo que la situación se complica para los ganaderos tratan de sobrevivir con alguna pequeña despensa, con pollos o borregos cuando menos para subsistir, pues no hay un flujo económico que ayude.

“Ahorita no podemos comprar pacas o sorgo, no hay recursos, no hay programas, el año pasado se tuvo aproximadamente 450 millones de pesos, no se tuvo la capacidad de gestión para poder ejercerlo de manera responsable, por lo que se regresaron 435 millones de pesos a la federación; ahorita somos muy realistas, no hay ni un programa en el crédito ganadero, este año ni siquiera salieron las reglas operativas, por eso aunado a lo que está pasando no contamos con algún programa de Gobierno Federal o Estatal, y eso se lo hemos dicho a los compañeros para no alentar esperanzas”, concluyó. (FAUSTINO ROMO MARTÍNEZ. IMPARCIAL OAXACA)

Deja un comentario