Apuesta Oaxaca a cabra de raza pura; buscan “denominación de origen”

De las 60 variedades de caprinos que existen en el mundo, Oaxaca posee una raza pura, la cabra blanca pastoreña, predominante en el municipio mixteco de Villa de Tezoatlán de Segura y Luna.

El grupo de biotecnología, conformado por investigadores y académicos de la Escuela de Medicina Veterinaria y Zootecnia (EMVZ) de la Universidad Autónoma Benito Juárez de Oaxaca (UABJO), en el laboratorio de reproducción animal, realizó el estudio genético de la cabra blanca pastoreña, con 500 años de historia y adaptación en el estado.

La primera etapa de la investigación transcurrió de 2012 a 2014, cuando se realizó un estudio del sistema de producción y zoometría de la cabra pastoreña. Se encuestó a  caprinocultores e incluyó un estudio genético comparando los microsatélites de unas 500 cabras criollas con las de todo el mundo.

Posteriormente, se involucró al consorcio de biodiversidad Bio goat y a la Asociación sobre la Conservación de la Biodiversidad de los Animales Domésticos Locales para el Desarrollo Sostenible (Red Conbiand), lo que permitió establecer la pureza genética de la cabra propia de Oaxaca.

El objetivo primordial es solicitar el reconocimiento y registro de la cabra blanca pastoreña como una raza pura, menciona la directora del laboratorio de investigación en reproducción animal, doctora Gisela Fuentes-Mascorro.

Sería la primera raza de caprinos que cuenta con un genotipo, una raza netamente mexicana con un gran potencial de desarrollo económico, trabajo al que se han incorporado el Colegio de Posgraduados de Chapingo y las universidades Autónoma Metropolitana, y Tecnológica de la Mixteca.

Una vez que se complete el expediente, se entregará al gobierno del estado para que solicite ante las instancias nacionales, el reconocimiento de la cabra blanca de la Mixteca como una raza pura, una especie de “denominación de origen”.

Es un proceso largo que va de la mano con el reconocimiento a los caprinocultores mixtecos que han conservado un animal altamente valioso, aunque el provecho que han sacado ha sido poco”, subraya.

La Mixteca es la región con mayor tradición migratoria de Oaxaca. En gran parte derivado  de los bajos niveles de vida de sus habitantes, la situación económica y la desertificación de su territorio tanto de la parte alta como de la baja.

Investigaciones académicas demuestran que en muchos casos, los niveles de subsistencia y desnutrición podrían ser peores sin las remesas.

Está conformada por los distritos de Coixtlahuaca, Huajuapan, Juxtlahuaca, Nochixtlán, Silacayoapan, Teposcolula y Tlaxiaco

El cultivo de la tierra por métodos tradicionales, el tejido de sombreros de palma que se venden a precio de regalo, y  tener animales en casa para engordar son las pocas actividades que permiten el sustento diario.

En esta región se encuentra el mayor volumen de ganado caprino, pero no se le saca el provecho comercial, es más bien parte de un patrimonio que se vende para salir de una emergencia o para su sacrificio en octubre para la matanza masiva, del famoso mole de caderas, platillo regional mixteco”, refiere la catedrática e investigadora de la EMVZ de la UABJO, Carmina Ricardi de la Cruz.

Para muchas familias mixtecas, la caprinocultura es su única actividad económica, la cual persiste con dos sistemas: el trashumante y el extensivo, con una alimentación de plantas nativas en las áreas de pastoreo, pero ambos carecen de infraestructura.

Sin embargo, a mucha gente no le gusta criar cabras. Incluso lo consideran vergonzoso”, comenta.

Para ellos, el ganado, quiere decir exclusivamente vacunos (vacas), aunque son las primeras víctimas de la sequía. Mueren muchas y sus dueños, para evitar pérdidas mayores, se ven obligados a venderlas a precios regalados.

El municipio de Villa de Tezoatlán de Segura y Luna cuenta con más de 40 mil cabezas, el mayor volumen de ganado caprino, pero no se le saca el provecho ni familiar ni comercial”, dice.

El precio de un cabrito blanco pastoreño, de seis meses tienen un precio en el mercado de dos mil pesos; se ofrece para la preparación de la barbacoa para una fiesta”.

El dueño del animal desconoce que su cabrito es parte de una raza pura, de más de 500 años de historia, que está en proceso de ser reconocida como única en el mundo.

Además de que puede aprovechar la leche de cabra para hacer quesos o yogurt, un producto de creciente demanda y considerado muy saludable, “que podría venir a atenuar los altos índices de desnutrición en la zona”, apunta.

Las cabras criollas tienen la libertad para elegir su fuente de alimento, —fundamentalmente a base de alimentos que ellas mismas seleccionan de los campos—, dichos animales generan una materia prima de altísima calidad.

La médica veterinaria lamentó que la ignorancia haya conseguido satanizar a las cabras, pues tienen la falsa idea de que las cabras son las “culpables” de la degradación de los suelos. (Excélsior)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s