México, en el top 5 de demanda de carne de cerdo y aves

México se ubica entre los cinco países o regiones que más demanda de carne de aves y cerdo tendrán en el periodo del 2017 al 2025, de acuerdo con proyecciones de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO, por su sigla en inglés) y la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).

La demanda de carne de porcino tendrá un incremento de 6 millones 586,000 toneladas en ese periodo, destacó Lorival Nogueira Luz Jr., presidente de la empresa brasileña BRF. De esa cantidad, el incremento de consumo estará encabezado por China, con 2.1 millones de toneladas, seguida de los países del Sudeste Asiático (840,000 toneladas), Estados Unidos (760,000 toneladas), México (450,000 toneladas) y Brasil (410,000 toneladas).

Para el caso de las aves, también el consumo se concentrará en un reducido número de mercados, con China en la primera posición (2.65 millones de toneladas) en el mismo periodo, seguida de Estados Unidos (1.30 millones de toneladas), India (1.17 millones de toneladas), Sudeste Asiático (890,000 toneladas) y México (500,000 toneladas). El incremento de la demanda de carne de aves será de 14 millones 474,000 toneladas.

La producción promedio de carne de aves de México entre el 2016 y el 2018 fue de 3 millones 195,000 toneladas; en tanto que la media para la carne de cerdo llegó a 1 millón 430,000 toneladas.

Según la FAO, se espera que el crecimiento en el consumo de carne aumente, particularmente en Asia, aunque generalmente se espera que las tasas de crecimiento sean más bajas que en la última década.

Durante el período de proyección, se prevé que el consumo mundial de carne per cápita aumente 0.4 kg en comparación con el período base. El crecimiento surgirá de una combinación de ingresos y crecimiento de la población, especialmente en países asiáticos y latinoamericanos con grandes clases medias.

Del 2005 al 2050, la demanda global de carne de aves escalará de 82 a 181 millones de toneladas, y la de carne de cerdo de 100 a 143 millones de toneladas, detalló Gilberto Tomazoni, director general de JBS, uno de las mayores empresas productoras de carne del mundo.

En términos generales, los niveles de consumo en las regiones desarrolladas ya son altos, pero la demanda de carne continúa aumentando a medida que la carne se vuelve más asequible en algunos países.

Esto es particularmente visible en Estados Unidos, donde el consumo per cápita y los precios de la carne volverán a niveles similares a los de hace una década. Sin embargo, se puede observar una tendencia decreciente en el consumo de carne para algunos países y, en general, se espera que las tasas de crecimiento en los países desarrollados sean más bajas que las de los países en desarrollo. (ROBERTO MORALES. EL ECONOMISTA)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s